fbpx

¿Y si Podemos pagara la factura de los algaradas callejaras?

Declarar al partido político responsable civil subsidiario no sería una novedad. Existen antecendentes en nuestro ordenamiento jurídicio.

Hemos querido preguntarnos, después de que el diputado de Unidas Podemos, Pablo Echenique, alentara las protestas violentas de los grupos radicales de extremaizquierda si sería adecuado que su partido pagara ahora la factura de los desperfectos ocasionados por los partidarios del delincuente Pablo Hasel.

En concreto, este fue el tuit con el Pablo Echenique avalaba lo que estaba ocurriendo:

Y esta fue la respuesta de VOX en sede parlamentaria que hizo huir Echenique:

La declaración de responsable civil subsidiario no es algo nuevo. Esto mismo ya ocurrió en el pasado cuando Batasuna fue condenada a pagar los desperfectos ocasionados por sus cachorros de organizaciones juveniles pertenecientes a la izquierda abertzale en el País Vasco, cuando tomaban las cascos viejos de las tres capitales vascas por la llamada “kale borroka”.

Fue en 2002, y fue de la mano del juez Baltasar Garzón cuando se declaró a Batusana responsable civil subsidiaria de los altercados provocados por sus miembros. La medida acabó con la práctica totalidad de actos bandálicos en el País Vasco.

Pero, ¿qué es esta figura jurídica? ¿Qué signfica?

Requisitos para que el responsable civil subsidiario en el procedimiento penal responda de las consecuencias económicas del delito.
Antes de hablaros sobre el responsable civil subsidiario en el procedimiento penal, recordar algunas cuestiones:

1.- Una de las funciones principales del procedimiento penal es reparar el daño cometido por el delito.

2.- La ejecución de un hecho descrito por la ley como delito obliga a reparar, en los términos previstos en las leyes, los daños y perjuicios por él causados.

3.- La responsabilidad civil derivada del delito (artículo 110 del Código Penal), comprende:
       a) La restitución.
       b) La reparación del daño.
       c) La indemnización de perjuicios materiales y morales.

4.- Con el objetivo de conseguir esa reparación de los daños y perjudicios causados por el delito, los ordenamientos penales han establecido que la responsabilidad civil se extienda en algunos delitos a otras personas distintas del autor material, denominándolas «responsables civiles”.

5.- En el procedimiento penal español existe dos tipos de responsables civiles:

a) Responsable civil directo.

b) Responsable civil subsidiario.

6.- El responsable civil «subsidiario» solo responderá de las consecuencias del delito cuando se declare insolvente al autor criminal y no se pueda hacer frente al pago de la responsabilidad civil ni por dicho autor ni por el responsable civil directo.

7.- Para que el responsable civil subsidiario repare los daños ocasionados por el delito es necesario que haya una condena penal que recoja dicha responsabilidad por lo que previamente es necesario que las acusaciones (pública o privada) dirijan la acción contra el responsable subsidiario durante la tramitación del procedimiento penal.