fbpx

VOX entra en el Parlamento catalán con 11 escaños mientras Cs y PP se hunden

Caída espectacular de Cs, y entrada de VOX, junto con la baja participación, notas de estas elecciones.

La gran sorpresa de la noche electoral ha sido la entrada de VOX en el parlamento catalán, con un 11 escaños de un total de 135. La primera fuerza política ha sido el PSC (33) del exministro de Sanidad, Salvador Illa, seguida por ERC (33) y Junts per Catalunya (32). El descalabro lo protagoniza Ciudadanos, que pasa de 31 escaños a sólo 6; y el Partido Popular, cuya presencia en el Parlamento es ya residual, con tan solo tres diputados.

Esta ha sido la reacción de Ignacio Garriga, candidato de VOX, al salir del colegio electoral y enfrentarse a unas activistas de Femen, que han acudido a protestar en las inmedicaciones del colegio:

El popular Pablo Casado sale muy debilitado del resultado electoral en estas elecciones catalanas y con la constatación de que su estrategia de moderación no le está funcionando. Esto, unido a su alejamiento de VOX y el anuncio de la ruptura de todos los pactos de gobierno con la formación que lidera Santiago Abascal, no hace sino agudizar el problema del discurso de los populares, que ven como VOX pasa a ocupar el espectro ideológico abandonado por el PP de la época de Mariano Rajoy, de infausta memoria.

Pablo Casado, por su parte, cerraba el pasado viernes la campaña electoral con este discurso:

Por último, la tercera clave para entender el resultado electoral lo encontramos en el índice de participación, que en esta ocasión se ha hundido, al parecer, como consecuencia de la pandemia, hasta situarse en el 45,73%, muy lejos del 68,26% de hace cuatro años.

Los independentistas de ERC trataban, a su vez, de capitalizar el resultado electoral para mostrarlo como un resultado plebiscitario, sobre la cuestión independentista. Al menos así se ha pronunciado su portavoz, al poco de cerrar los colegios electorales: