fbpx

Uno de cada tres parados de larga duración tiene más de 50 años

Según datos de la Encuesta de Población Activa (EPA), los parados de larga duración ya son 1,5 millones.

La mayoría de los parados de larga duración tiene más de 50 años. Este sector de la población es uno de los más afectados por la crisis del Covid-19. La Encuesta de Población Activa (EPA) del primer trimestre de 2021 evidencia que la cifra total de parados del país mayores de 50 años es de 944.600.

El dato es preocupante, sobre todo porque estos profesionales llevan más de un año buscando empleo y su incorporación al mercado laboral es difícil debido a su edad. En concreto, un tercio de los parados de larga duración tiene más de 50 años. 

En total, el número de parados de larga duración en España es de más de un millón y medio de personas. De esos profesionales, 561.700 son profesionales senior. Las mujeres son el colectivo más afectado representando casi la mitad de los parados de larga duración. En concreto, ellas representan el 54,82% de los parados de larga duración. 

Expertos de Generación Savia advierten de que pese a la experiencia acumulada, la disponibilidad o actitud de estos profesionales, muchas empresas deciden eliminarlos directamente de los procesos de selección debido a los prejuicios. 

Para revertir la situación se ha puesto en marcha una iniciativa de la Fundación Endesa, en colaboración con Fundación máshumano que pretende poner coto a la discriminación laboral por razones de edad y fomentar la reincorporación de los profesionales senior al mercado de trabajo.

Una de las afectadas por esta situación, Yojana Alburjas, cuenta que lleva desde 2016 sin un empleo estable. Según dice, “durante estos 5 años he enviado innumerables currículums en España y a otros países de EE.UU., Hispanoamérica o Europa y el 80% de las respuestas me descartan por estar sobrecualificada para el puesto, a pesar de tener un perfil similar al que buscan”.

Por otro lado, Nacho Redondo, con 40 años de experiencia en comercio y distribución e industria agroalimentaria y química; y sin empleo estable desde hace seis años, afirma “parece que cuando ven la edad el CV va directo a la basura y ni siquiera llegas a las entrevistas”.

Sin duda, es un problema que afecta cada vez a más profesionales de estas edades y para el que se busca una solución.