fbpx

Un informe apunta el elevado nivel de incertidubre de los jóvenes universitarios con su futuro profesional

El estudio también pone de manifiesto la transformación digital que están llevando muchas universidades.

Transformación digital no es digitalización. Son dos términos que suelen confundirse. La digitalización es sólo el primer paso y tiene que ver con el uso de algunas herramientas ofimáticas. La trasnformación digital es más profunda: son cambios relacionados con la tecnología que cambian sustancialmente el modelo de negocio de una empresa. Y esto es lo que está ocurriendo actualmente en el sector de la educación superior.

Al menos así lo pone de manifiesto el segundo informe Salesforce titulado «Informe del estudiante conectado», que reocoge encuestas a algo más de 2.200 estudiantes universitarios de 10 países distintos, entre ellos España.

Pensemos, por ejemplo en Kodak, empresa que en su día no supo o no quiso adaptarse al modelo de la fotografía digital y acabó desapareciendo. Esto es lo que podría acabar ocurriéndole a muchas universidades si no son capaces de adaptarse a los tiempos venieros, donde los estudiantes demandan cada vez más el papel de la educación online sobre la presencial, y una conciliación y flexibilidad mayores a la hora de cursar sus estudios universitarios.

El Covid-19 ha supuesto un punto de inflexión para el sector, lo que ha puesto de manifiesto una necesidad de aprendizaje híbrido. Además, los estudiantes acusan una preocupación seria con respecto a los problemas económicos que sufren y con respecto a las perspectivas laborales.

Esto ha provocado que muchas de ellas estén modificando sus modelos de negocio ofertando cursos más breves en modalidad online, que se vayan adaptando también en un futuro próximo a las futuras necesidades de sus alumnis.

De hecho, las perspectivas de futuro son clave no sólo para las instituciones. Alrededor de un 25% de los estudiantes indican que elegirían una institución u otra en función de las oportunidades futuras de trabajo o de prácticas remuneradas en empresas.

Llama la atención que un 52% de los estudiantes pasan gran parte de su tiempo tratando de lidiar con obligaciones profesionales. Esto sucede especialmete en países como EE.UU. o Reino Unido. Los estudiantes se han vuelto más tolerantes con respecto al aprendizaje online durante la pandemia. Sin embargo, echaron en falta la interacción social en sus estudios online durante el confinamiento. De hecho, el 80% de ellos prefiere situaciones de enseñanza híbridas.

Esta preferencia es mayor entre los estudiantes más maduros, que son los que más valoran la enseñanza online. Y más del 70% de los encuestados dice que su universidad no lo hace del todo bien en cuanto a la gestión de prácticas profesionales se refiere.

El estudio pone de manifiesto una brutal crisis de confianza de los estudiantes con respecto a los centros donde realizan sus estudios, en cuanto a la falta de comunicación detectada entre sus líderes con ellos. Acusan a las universidades de una falta de comunicación y transparencia en la adopción de sus decisiones. Y manifiestan que el correo electrónico es el principal canal de comunicación a través del que prefieren recibir esas comunicaciones. Este sentimiento es compartido por el 90% de los estudiantes encuestados.

La relación con alumnis es otra de las áreas de mejora pendientes para muchas universidades. Los estudiantes actuales de los centros quieren mantener relaciones de orientación con los antiguos estudiantes, y se quejan de que muchas veces no les es posible contactar con otros alumnis. Sin embargo, el personal destaca en un 36% de las relaciones con los alumnis se han vuelto mas eficientes durante la pandemia.

Esta desconfianza es compartida por el personal laboral de los centros. Hasta un 60% de los encuestados que trabajan para ellas, afirma sentr miedo por su puesto de trabajo actual.

Y es que la falta de alumnos será una realidad para muchas instituciones universitarias en un futuro cercano, debido a la crisis de natalidad. La transformación de su modelo de negocio es ya una prioridad para muchas. De hecho, el estudio de Salesforce pone de manifiesto que el 60% de las universidades están ya ofreciendo un mayor número de cursos sobre habilidades digitales, y la mitad están reforzando sus asociaciones corporativas pra ayudar a los estudiantes a prepararse para carreras digitales.

Estos nuevos cursos que las universidades tratan de incorporar a su actual oferta tendrían un carácter no oficial, serían de una duración corta y mucho más flexibles.

De hecho, el 45% de las universidases afirma haber ampliado su publicidad digital durante la pandemia. Y así, los estudiantes afirman que es la página web de los centros el lugar de donde obtienen casi toda la información que necesitan para tomar una decisión de compra.

Por su parte, el personal afirma que las sesiones de chat en directo, los recorridos por el campus y los eventos virtuales, así como los seminarios web, son las principales tácticas de capatación empleadas por las universidades.