fbpx

Nace «Valores», un nuevo partido político nacional

La nueva formación se presenta como alternativa a los dos bloques ideológicos enfrentados actualmente en el arco parlamentario.

Hace dos días se presentaba en Murcia un nuevopartido político: «Valores», que quiere situarse como alternativa a lo que definen como «los dos bandos ideológicos que en España están vigentes». Además, esta nueva formación política quiere abogar por la defense de los valores occidentales, dentro del humanismo cristiano.

Según ha explicado Alfonso Galdón, presidente de Valores, «el modelo de Occidente es el más ético que ha existido hoy por hoy; todos hablan de ética pero de una ética descafeinada, no de la ética que salió de los primeros promotores y fundadores de lo que hoy es Unión Europea. La ética que abandera ahora Valores es la que se inició en Occidente con aquellos grandes políticos europeos de la UE y que a fecha de hoy más que nunca tiene mucho que decir a nuestro país», afirma.

La formación quiere representar políticamente a «muchos españoles de hoy día siguen estando huérfanos de una política que hasta ahora no existía y es precisamente la de Valores la cual esperaban», ha explicado. «Este partido viene a proponer y no a imponer. Que es hora de ser valientes en cuanto a las familias españolas y la educación en libertad», dicen. Más aún, vienen a la moderación y a la exigencia; a la unidad, integración y la seguridad de las instituciones del Estado. Defenderán a la persona humana en su dignidad, valores y derechos, han comentado.

Los puntos fundamentales de “Valores” rondan a través de: valorar a la familia como núcleo central de la sociedad, el derecho a la vida, maternidad, cuidados paliativos y no eutanasia, ayudar a las familias numerosas, los más desfavorecidos, grandes políticas sociales, libertad de educación y rechazo al adoctrinamiento ideológico desde las aulas.

Además, proponen devolver al Estado central las competencias autonómicas en materia de educación, justicia e interior. Especial atención ha puesto a la vertebración de las cuencas hidrográficas en España: el agua como bien común.

Este partido, de corte humanista-cristiano, también abogará por la libertad de conciencia y libertad religiosa.