fbpx

Lo que no te están contando del Covid: la variolización

Hoy en día este concepto puede ser clave a la hora de lograr una inmunización masiva frente al Covid-19, sin embargo, muy pocos expertos consiguen hacer oir su voz para explicarnos en qué consiste.

La variolización, inoculación de la viruela o variolación, es una técnica de profilaxis que empleó por primera vez el británico Edward Jenner (1749-1823) para luchar contra esta enfermedad antes de la invención de la vacuna. Hoy en día este concepto puede ser clave a la hora de lograr una inmunización masiva frente al Covid-19, sin embargo, muy pocos expertos consiguen hacer oir su voz para explicarnos en qué consiste.

Edward Jenner descubrió que haciendo una incisión en la piel del individuo infectado por viruela para colocarle el polvo de las costras del virus, cerrando después cuidadosamente la herida se provocaba que la enfermedad atacara al paciente pero de manera muy leve, hasta lograr su plena recuperación.

Pues bien, ¿cómo podemos hoy en día usar esta técnica? En realidad, según los expertos, no haría falta hacer mucho más de lo que estamos haciendo; ya que la mayoría de la población se está protegiendo del virus mediante el uso de las mascarillas, sean del tipo que sean.

Las mascarillas no nos aislan completamente del medio en el que estamos pero sí que evitan que las partículas invisibles con saliva salgan al exterior. Lo que no logran, a no ser que el ajuste de estas sea perfecto (cosa que apenas se consigue) es que expulsemos esa saliva en forma de aerosoles. Esos aerosoles poseen la capacidad de transportar el virus más de siete u ocho metros, provocando el contagio en las personas que se encuentran cerca, y más si este contacto se produce en salas poco o nada ventiladas.

Pues bien, según algunos expertos, esto estaría provocando que muchas personas se estuvieran contagiando, ya que es prácticamente es imposible hacer nada para evitar esta forma de trasnmisión, que finalmente la Organización Mundial de la Salud (OMS) ha acabado reconociendo crecientemente como una vía más del contagio del SARS-Cov2.

Esos contangios al provenir de personas que estaban usando las mascarillas, se realizarían con una escasa carga viral, lo que haría que el virus les atacara pero estuviera ya muy debilitado al entrar en el organismo. El nuevo infectado se mostraría de esta manera, en la mayor parte de las ocasiones, asintomático.

Por eso, según los expertos, se estaría ya dando la variolización de facto del conjunto de las sociedades que están empleando las mascarillas en su lucha contra el Covid-19. Una buena noticia para todos, sin duda, si esto resultara ser cierto.