fbpx

Las cinco claves que marcarán el éxito en la retención del talento en España este 2022

España requiere de un esfuerzo por parte de los profesionales de RR.HH. para velar por la mejora de sus condiciones de trabajo.

Según el último informe publicado por Adecco, en promedio, la tasa de rotación voluntaria en España es superior al 23%. Sin lugar a duda, estos datos ponen de relieve un nuevo paradigma del mercado del empleo resultado del cambio de prioridades de los empleados españoles.

Es por ello por lo que, desde Bigbox, empresa de regalos de experiencias para la mejora de la retención y atracción del talento, han llevado a cabo un análisis pormenorizado de las tendencias que marcarán el mercado del empleo en España este 2022.

Desde que se iniciara la pandemia provocada por el Covid-19, hace ya más de dos años, las empresas han visto cómo sus equipos cambiaban sus prioridades con respecto a su puesto de empleo.

Tanto es así que, según recientes estudios, el 21% de los españoles reconoce haber abandonado su puesto de empleo por la falta de flexibilidad laboral; un factor determinante que ha llevado a las empresas a replantear su estrategia de retención del talento.

El 21% de los españoles reconoce haber abandonado su puesto de empleo por la falta de flexibilidad laboral

Las exigencias de los empleados de las empresas españolas se han visto alteradas en el transcurso de la pandemia. Tanto es así que 2 de cada 10 profesionales españoles (21%) reconocen haber abandonado voluntariamente su puesto de trabajo por la falta de flexibilidad laboral.

Estos datos, que se desprenden del último estudio elaborado por la red social LinkedIn, ponen de relieve el valor que suponen la flexibilidad y la conciliación a la hora de retener el talento.

Si bien es cierto que el 92% de las empresas españolas implementó políticas de trabajo flexible como consecuencia de las medidas sanitarias para la contención del coronavirus, ahora muchas empresas retoman la vuelta a las oficinas, consecuencia del avance de la vacunación y la ausencia de mascarillas en interiores; lo que supone un grave problema para aquellos empleados que deben atender a sus obligaciones familiares.

El conocido como “Employer Branding” no es sino la imagen que una empresa proyecta sobre sus empleados o los candidatos que optan a trabajar en ella. Así, la presencia de las compañías en redes sociales será una de las claves para que las empresas puedan atraer talento cualificado a la par que retener y fidelizar a aquellos que ya conforman sus equipos.

En un mundo en constante cambio, el desarrollo de las habilidades se ha convertido en una de las principales preocupaciones para los empleados españoles.

El tejido empresarial español se compone en un 99,8% por pequeñas y medianas empresas; aunque las cifras apuntan a que el 83% no ofrece formación a sus empleados. Así, este 2022 la formación constante se convertirá en la piedra angular para el desarrollo de talento, logrando la fidelización de las personas que conforman los equipos, afirman desde Bigbox.

En 2019, el 80% de los empleados manifestaba ser infeliz en el trabajo, datos que se vieron reducidos hasta el 44% en 2021, según distintos estudios. Estas cifras son un claro indicador de las necesidades de la fuerza productiva en España, que requiere de un esfuerzo por parte de los profesionales de Recursos Humanos para velar por la mejora de sus condiciones de trabajo.

España requiere de un esfuerzo por parte de los profesionales de RR.HH. para velar por la mejora de sus condiciones de trabajo

Por ello, en Bigbox recomiendan organizar actividades y eventos que permitan mejorar los vínculos entre los distintos empleados que componen los equipos.

A pesar de su reciente popularidad, el “salario emocional” es un término capaz de aglutinar algunas de las prioridades de los empleados españoles. Si observamos su definición, nos encontramos con que hace referencia a las necesidades personales, familiares y profesionales de un empleado, que transgreden los límites de lo económico.

Tras la pandemia provocada por el Covid-19, desde Bigbox han observado la necesidad de las empresas de recurrir al salario emocional como recurso para la mejora del bienestar de sus empleados, que ya no solo centran su atención en el salario, entendido como una retribución económica, sino que esperan que sus empleadores vayan un paso más allá en su preocupación.

Gastón Parisier, CEO y fundador de Bigbox afirma que, “si algo han aprendido las compañías tras la llegada de la pandemia, es que el bienestar de los empleados es clave para el buen funcionamiento del negocio. Por ello, las grandes empresas buscan nuevas fórmulas, como es el caso de las experiencias, con el objetivo de recompensar a sus empleados desde el territorio emocional. Es por ello por lo que nuestro volumen de negocio se ha incrementado este 2021”.